El paciente tiene derecho a recibir atención médica por personal preparado, de acuerdo con sus necesidades de salud.
El paciente tiene derecho a que el médico, la enfermera y el personal que le dé asistencia médica se identifiquen y a recibir un trato digno, con respeto a sus convicciones personales y morales, sobre todo a las relacionadas con su condición sociocultural, de género, de pudor a su intimidad, sea cual sea su enfermedad.
El paciente, o la persona responsable, tiene derecho a que el médico lo ofrezca información completa sobre el diagnóstico, pronóstico y tratamiento, de manera clara y comprensible, para favorecer el pleno conocimiento del estado de salud del paciente.
El paciente, o la persona responsable, tiene derecho a decidir con libertad, de manera personal y sin presión y a aceptar o rechazar el procedimiento diagnóstico o terapéutico ofrecido.
El paciente o la persona responsable, en los supuestos que así señale la normativa, tiene derecho a expresar su consentimiento, siempre por escrito, cuando acepte con finalidad diagnóstica o terapéutica procedimientos que impliquen un riesgo, por lo cual deberá ser informado de manera amplía y completa, así como de los beneficios que se esperan o de las posibles complicaciones o hechos negativos que puedan presentarse como consecuencia del acto médico.
El paciente tiene derecho a que toda la información que exprese a su médico, se utilice con estricta confidencialidad y no se divulgue sin su autorización expresa, incluso la que derive de un estudio de investigación al cual se haya sometido de manera voluntaria; lo cual no limita la obligación del médico de informar a la autoridad en los casos previstos por la ley.
El paciente tiene derecho a recibir por escrito la información necesaria para obtener una segunda opinión sobre el diagnóstico, pronóstico o tratamiento relacionados con su estado de salud.
Cuando está en peligro la vida, un órgano o una función, el paciente tiene derecho a recibir atención de urgencia por un médico, en cualquier establecimiento de salud, sea público o privado, con el propósito de estabilizar sus condiciones.
El paciente tiene derecho a que el conjunto de los datos relacionados con la atención médica que reciba sean anotados de manera veraz, clara, precisa, legible y completa, en un expediente que deberá cumplir con la normativa aplicable, y a recibir por escrito un resumen clínico veraz.
El paciente tiene derecho a ser escuchado y recibir respuesta cuando no esté de acuerdo con la atención médica recibida.

Teléfono: 93 320 81 60
Móvil: 615 45 00 28
Fax: 93 356 99 92

Av. Diagonal, 169-171 bajos
08018 - Barcelona

info@sdsclinicadental.com

#